Con las manos,  Tenedor

CROQUETAS DE PUCHERO

CROQUETA DE PUCHERO

INGREDIENTES

Para el relleno :

– 1 cebolla mediana

– 2 dientes de ajo

– Carne del puchero

– 1 pizca de nuez moscada

– 3 cucharadas AOVE

– 1 pizca de pimienta molida

– 1 hoja de laurel

– 1 Taza de leche

– 1 Taza de caldo de puchero

– 3 cucharadas de harina

– 1 nuez de mantequilla

– Sal

– Aceite para freír 0,4º

Para rebozar :

– Huevos

– Harina

– Pan rayado

CROQUETA DE PUCHERO

ELABORACIÓN

En una sartén calentamos 3 cucharadas de AOVE y la nuez de mantequilla, añadimos la cebolla y el ajo todo picado muy fino, se sofríe y se le añade la carne desmenuzada con las manos, la hoja de laurel, la pimienta y la nuez moscada. Se mezcla todo y se añade la harina que rehogaremos unos minutos para que la ésta pierda el sabor a crudo. Incorporamos entonces la leche y el caldo y se va moviendo la masa hasta que la mezcla al moverla se despegue de la sarten.

La masa está ya hecha, la dejaremos enfriar y cuando esté templada, la dispondremos en una fuente con tapadera o un tupper . La reservamos en la nevera hasta el día siguiente.

Este paso es importante, ya que necesitamos que la masa espese y coja un poco de cuerpo, ya que a la hora de manejarla para freirlas nos va a facilitar el trabajo.

Para hacerlas tomaremos la masa con las manos humedecidas, y le daremos forma. Yo a veces las hago con manga pastelera, porque soy algo torpe dándoles el mismo tamaño y aspecto, pero si te gustan las que tengan el aspecto de las que hacía tu abuela, te aconsejo que las hagas así, a mano, a mí me parecen más auténticas.

Una vez tengamos hechas las croquetas (con su forma característica), vamos a poner 3 platos hondos: en uno dispondremos harina, en otro huevo batido (yo pongo 2 y si necesito más siempre hay tiempo) y en el último pan rallado.

Primero paso las croquetas por la harina, las sacudo para quitar el exceso y las paso al plato del huevo, las “baño” bien y de ahí las paso por el plato de pan rallado. Este último paso es importante que lo hagáis a conciencia, repasad bien que la croqueta quede bien rebozada e insistid en los extremos para que al freírlas no se abran.

Mientras termináis de rebozar las croquetas, poned en una sartén bastante aceite para freír. Aquí usad el que os venga bien, de girasol, AOVE o de oliva 0,4º . Yo utilizo éste último, el sabor no es tan intenso cómo el Virgen Extra y se quema menos que el de girasol.

Cuando el aceite esté caliente las iremos friendo, no tiene mucha ciencia, el aceite debe estar bien caliente y al introducir las croquetas lo bajamos un poco, para evitar que se quemen y con esto conseguiremos unas preciosas croquetas doradas.

Al apartarlas es bueno hacerlo a un plato con papel absorbente, así mantendremos el crujiente del rebozado.

CROQUETA DE PUCHERO

Si queréis saber con qué acompaño yo las croquetas es muy fácil : una buena ensalada o unas patatas fritas… aunque la mejor compañía es mis hijos y nietos pidiéndome mas croquetas.